Los azúcares son nutrientes que pertenecen al grupo de los carbohidratos, cuyo fin es aportar energía al organismo. Todos los seres humanos necesitamos energía desde que nacemos, para cubrir tanto las necesidades propias del sano funcionamiento del organismo, como las relacionadas con el crecimiento y desarrollo. Los azúcares (mono y disacáridos) están presentes de forma natural en varios alimentos tales como las frutas, verduras y productos lácteos; y también pueden ser añadidos a los alimentos durante su procesamiento o preparación.